fbpx

Homilía: Misterio infinito de la Preciosísima Sangre

El mes entero de julio se dedica al gran misterio de la Preciosísima Sangre, de la cual una sola gota puede salvar al mundo de todo pecado.La Sangre de Cristo es el precio de nuestra salvación y el signo del amor infinito de Dios por el hombre pecador. Debemos meditar sobre [1] el horror del pecado, [2] el amor infinito de Cristo, [3] como la Preciosísima Sangre es fuente de todas las gracias que recibimos, y [4] como siempre está presente en la iglesia. Adoremos a la Preciosísima Sangre, especialmente durante [1] la consagración y elevación en la Santa Misa y [2] al recibir la Sagrada Comunión. Estas dos obras (meditar y adorar a la Preciosísima Sangre) son necesarias para tener una verdadera devoción a Jesús.

Padre Michael Rodríguez
Padre Michael Rodríguezhttp://svfonline.org/material-en-espanol/
Sacerdote diocesano de la Diócesis de El Paso, Texas, U.S.A. Fue ordenado sacerdote el 8 de diciembre, 1996. Desde septiembre de 2011, el P. Rodríguez ha ofrecido exclusivamente la Misa Tradicional en Latín. Debido a esto, su obispo rehúsa darle un cargo pastoral desde hace casi dos años. El P. Rodríguez está totalmente comprometido al apostolado de restaurar el culto y la doctrina de la Santa Madre Iglesia.

Del mismo autor

Homilía: participación verdadera en la Misa

En este sermón del Vígesimo Tercer Domingo después de Pentecostés (8 de ...

Últimos Artículos

Administrador fiel y prudente. Comentario a Lc. 12, 32-48

«¿Quién es el administrador fiel y prudente que el...

Un sacramento menospreciado: la penitencia

Los católicos fieles al Magisterio inmutable de la Iglesia...

Una crítica doctrinal de Desiderio desideravi: La primacía de la adoración

Introducción del editor: Damos inicio a la publicación, en...