Todo los católicos tradicionales han tenido sus desacuerdos con George Weigel a lo largo de muchos años – y seguirán teniéndolos. Pero lo primero es lo primero: y en enero de 2015 el número de First Things, a pesar de algunas divergencias menores en otras materias (entre ellas algunos aspectos de la historia del Vaticano II), George Weigel presents presenta un retrato muy certero de los inmensos peligros del Sínodo de la Familia y todo lo que está en juego en el Sínodo de 2015. Igual que en la crisis tan cruel y bárbara que se está desarrollando en Siria e Irak, es el momento de la unión antes que nada.

El único aspecto que falta en el artículo de Weigel es uno que se trata en otros sitios: la “crisis del hombre”, de la que habla Nick Alexander, con algunas estadísticas asombrosas:

En la Relatio Synodi, los Padres Sinodales presentaron sólo una frase con 25 palabras dirigidas a los hombres y padres que representan en torno a la mitad de los católicos. Para ponerlo en perspectiva, los homosexuales, que representan entre el 1-2% de los católicos, se merecieron dos párrafos completos.

En lugar de reconocer las aportaciones de los padres o sus necesidades espirituales y de evangelización específicas, los Padres Sinodales presentaron esta corta y crítica reprimenda a los hombres y a los padres:

Los padres que con frecuencia están ausentes de sus familias, no simplemente por razones económicas, tienen que asumir claramente la responsabilidad de sus hijos y de sus familias (Párrafo 8). …

La sección pastoral de la Relatio Synodi titulada “Afrontar la situación: Perspectivas Pastorales” (párrafos 39-56) se centra en cinco tipos de familias para la atención pastoral; parejas comprometidas, parejas casadas en sus primeros años, parejas que no están casadas sacramentalmente, parejas divorciadas y vueltas a casar y familias monoparentales, y personas homosexuales. Aquí está la atención relativa que han recibido según el cómputo de palabras:

Los que se van a casar (7% del total de palabras)

Los recién casados (7% del total de palabras)

Los que viven juntos o casados por lo civil (17%)

Los divorciados o solteros (61%)

Homosexuales (7%)

[Fuente. Traducido por Blanca Lozano. Artículo original]