fbpx

Estimados sacerdotes: un reto de Adviento para ustedes

Una nota y llamada a la acción para nuestros lectores sacerdotes  y para nuestros lectores laicos, (envíen este artículo a sus sacerdotes parroquiales locales)

A menudo escuchamos a los sacerdotes diocesanos o bien  celebrar la ‘misa tradicional’ en latín (MTL) aunque para  ellos  sus  misas son novus ordo, o bien  una ‘tradicional’ por semana, junto con el resto de sus misas.

Lo que nos cuentan es que o bien no tienen lugar en su programa para agregarlas (las ‘tradicionales’ en latín), o que una -según este rito- por semana es todo lo que pueden hacer, debido a la ignorancia de sus fieles que ya acuden a las del novus ordo y que no apoyarían ninguna ‘misa tradicional’ adicional. 

Viendo esta situación de modo desapasionado (y sin voces de quejas internas en nuestras mentes, ya que sabemos que ustedes, queridos sacerdotes,  las  atienden), todo parece  reducirse a miedo a lo desconocido: sus  fieles no saben lo que se están perdiendo, su programa ya está lleno, incluso si sus bancos en la iglesia están vacíos, y usted no sabe cómo presentarles la ‘misa tradicional’.

Desafío y reto para los sacerdotes: Tenga usted  una ‘misa tradicional’ por semana o no, elija su misa de domingo  novus ordo  más concurrida por los fieles,  y celébrela  la primera semana de Adviento  según este rito tradicional en latín.

Esta sería preferiblemente una misa cantada. Si no puede unir polifonía o canto, su típico coro lo hará. Y si ellos no pueden sostener una misa cantada completa, será suficiente con el “intercalado de cuatro himnos”.

Si usted no tiene monaguillos entrenados para una ‘misa tradicional’ en latín, pregunte a la parroquia más cercana que la ofrezca. Ellos podrán colaborar con dos monaguillos por un domingo para difundir la tradición. Y no se preocupe sobre los detalles menores, o si está perdiéndose algunos detalles, la mayoría no se notarán.

También se recomienda: NO anuncie de antemano y solicíteles al coro y a los monaguillos  que lo mantengan  en secreto.

No necesitan el calor del “grupo litúrgico” de damas antes de que ocurra. Sólo haga un rápido anuncio un par de minutos antes de que comience la misa. Puede decirle a la congregación que el cardenal Sarah, “del Vaticano” le solicitó celebrar misa ad orientem en Adviento y que está ampliando esta solicitud dando también la tradicional misa en latín. Si el Vaticano del papa Francisco lo quiere, ¿quién puede quejarse?

Lo que sólo podría ocurrir luego de exponer a los católicos de forma contundente al verdadero catolicismo es que  la ‘misa  tradicional’ ya programada pase a estar más concurrida, y en el caso de que no tenga  aún una, usted podría contar con un “grupo estable” de fieles para justificar el comienzo de una ‘misa tradicional’ dominical. Y dejar (de  celebrar) una de las del tipo novus ordo (que son casi todas) desde  ahora, eligiendo eliminar la que tenga menor asistencia. 

Para finalizar: Si usted intentara realizarlo, ¡háganoslo saber! Envíenos un correo electrónico y háganos saber cómo ha ido. Coméntenos qué respuesta hubo y qué planes tiene  en el futuro para con  las ‘misas tradicionales’. Siéntase libre de escribir lo que desee. Envíenos su historia a  [email protected] Y el nombre de su parroquia.

[Traducido por Alejandra Olmes. Artículo original.]




RORATE CÆLI
RORATE CÆLIhttp://rorate-caeli.blogspot.com/
Edición en español del prestigioso blog tradicionalista internacional RORATE CÆLI especializado en noticias y opinión católica. Por política editorial no se permiten comentarios en los artículos

Del mismo autor

Últimos Artículos