Pareciera un evento común y nada sorprendente para el Cardenal Arzobispo de Paris (y tampoco es la primera vez para el). En la histórica parroquia de Saint-Germain-l’Auxerrois, en el corazón de Paris (cruzando la calle enfrente del cour carrée del Louvre) donde la misa tradicional es celebrada cada domingo, el Cardenal Vingt-Trois celebró la Misa Tradicional (misa en la forma extraordinaria) para los fieles en su visita a la parroquia. La Iglesia en Francia volverá a resurgir- algún día, resurgirá otra vez.

Lenta pero segura  la Misa Tradicional vuelve a entrar en la vida regular de la Iglesia Latina de la cual nunca debió haber sido proscrita. Ojalá todos los Cardenales y Obispos sigan el ejemplo del Cardenal

 

El cardenal en una pasada vísita en 2008
El cardenal en una pasada vísita en 2008

[Traducido por EF. Artículo original]