San Josafat, Obispo y mártir, vivió entre 1580 y 1623. De familia ortodoxa lituana, su existencia se desarrolló en plena crisis de enfrentamiento entre católicos y ortodoxos. Juan (así se llamaba) se adhirió al credo de la Iglesia católica de rito griego y se hizo monje con el nombre de Josafat. Se ordenó sacerdote en 1609, y a pesar de su aparente carácter reservado, fue un celosísimo predicador entregado también a la reforma de la Orden de San Basilio (donde había ingresado) que lo llevó a fundar la nueva Orden Basiliana. En 1617 fue nombrado Archimandrita del Monasterio y poco después ordenado Obispo de Polatsk en la actual Rusia Blanca.

          Como Obispo inició una profunda labor reformadora muy centrada en la catequesis y en la
restauración de la Catedral. Como Pastor de la Diócesis visitaba continuamente las parroquias
mostrándose siempre muy cercano a los sacerdotes. En una de esas visitas fue abordado violentamente
por un grupo de extremistas orrodoxos que lo mataron a golpes y arrojaron su cuerpo al río.

          San Josafat, mártir de gran celo pastoral, intercede por nosotros

Padre Santiago González
Nacido en Sevilla, en 1968. Ordenado Sacerdote Diocesano en 2011. Vicario Parroquial de la de Santa María del Alcor (El Viso del Alcor) entre 2011 y 2014. Capellán del Hospital Virgen del Rocío (Sevilla) en 2014. Desde 2014 es Párroco de la del Dulce Nombre de María (Sevilla) y Cuasi-Párroco de la de Santa María (Dos Hermanas). Capellán voluntario de la Unidad de Madres de la Prisión de Sevilla. Fundador de "Adelante la Fe".