fbpx

El Papa Francisco “esclaviza” la Palabra de Dios

DOROTEA: Voy al confesionario. No puedo entender tanto silencio en la Iglesia ante el texto que se va a debatir en el próximo Sínodo sobre la Familia,  y que va contra la Ley de Dios. Un texto firmado por el Papa Francisco que  está en contradicción con lo enseñado por Su Santidad Benedicto XVI,  Papa emérito, y con todos los anteriores Papas.

En el confesionario:

DOROTEA: En el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.  Ave María Purísima.

CONFESOR. Sin pecado concebida.

DOROTEA: Exceptuando casos muy concretos, la Iglesia calla. Padre, ¿por qué guardan  silencio los pastores de la Iglesia ante este texto?

CONFESOR: El Papa Francisco dijo refiriéndose al Señor en el lavatorio de pies de este Jueves Santo, que Cristo se hace “esclavo”. Palabra ofensiva para Nuestro Señor y  para los católicos, pero palabra muy significativa para lo que representa la enseñanza del Papa. La Verdad nos hace libres y cuando la defendemos lo hacemos con valentía y firmeza. Pero cuando uno está ante la mentira, se acobarda, calla, se oculta y se es cómplice. Esto es lo que está pasando con este texto, no enseña la Verdad de Dios,  por esta razón todos callan, aun  sabiendo ellos el compromiso que tienen ante Dios.

DOROTEA: Padre, ¿han esclavizado la Palabra de Dios, dejando libre la mentira?

CONFESOR: Sí, vuelven a hacer reo al Señor, “esclavizando” su Palabra, y al dar paso a  la mentira, que conlleva la confusión, se pierde el sentido del pecado. Esto supone una tragedia para las almas nunca imaginada en la Iglesia.

DOROTEA: Padre, el Papa Francisco ¿por qué no pregunta sobre este texto a S.S. Benedicto XVI a quien llamó “abuelo sabio”?

CONFESOR: Porque hacer esta pregunta supone un acto de humildad por parte del Papa Francisco, a quien reconoció como “sabio”. Este  acto, supondría reconocer la Verdad. S.S. Benedicto XVI, en su pontificado, demostró la fidelidad a la Palabra de Dios y al Magisterio de la Iglesia, además, de fiel Vicario de Cristo en la tierra.

DOROTEA: Padre, el Papa Francisco cuando llama a S.S. Benedicto XVI “abuelo sabio”, ¿también es él esclavo de sus palabras?

CONFESOR: Sí. Le llama públicamente sabio pero no acude a su sabiduría, no le escucha. La Verdad nos hace libres y la mentira esclavos, la interprete quien la interprete. Y  referente al “abuelo sabio”, todos necesitamos saber la Verdad de S.S. Benedicto XVI. Necesitamos saber lo que piensa.

DOROTEA: Padre, ¿por qué no habla S.S. Benedicto XVI?

CONFESOR: Sólo puedo pensar en una razón: no le dejan. Oír lo que tiene que decir sobre este texto, supondría dar marcha atrás y parar todo lo que eso va a traer.

DOROTEA: Padre, ¿qué le diría S.S. Benedicto XVI si le consultara el Papa Francisco?

CONFESOR: Le diría las palabras que ya ha dicho con anterioridad: El amor a Cristo, a su Palabra, a la Verdad, no admite componendas. La Verdad es Verdad, no admite componendas.

DOROTEA: Padre, ¿el Papa debe confirmar en la Verdad a la Iglesia?

CONFESOR: El Papa debe confirmar en la Verdad a la Iglesia, ese es el sagrado mandato de Cristo a Pedro y a sus sucesores. El Papa no tiene potestad para cambiar la Verdad, no debe interpretar personalmente la Palabra de Dios al margen del Magisterio de la Iglesia.

DOROTEA: Padre, cuánta inquietud y angustia alberga mi alma como católica.

CONFESOR: Sé de tu inquietud y angustia, Dorotea. Solamente la doctrina sana, la palabra verdadera, devolverá la paz a tu alma. Atiende únicamente a la Verdad de Dios, la Verdad del Magisterio que hemos recibido en el depósito de la fe.

DOROTEA: Padre, lo haré. Mi angustia deja mi alma en desolación. ¡Pobre Jesús!

CONFESOR: Dorotea, ofrece al Sagrado Corazón de Jesús, en reparación, tu dolor.  Te doy la bendición de Dios Todopoderoso, Padre, Hijo  y Espíritu Santo descienda sobre ti y te acompañe siempre.

DOROTEA: Amén. Padre, por último: LA VERDAD ES VERDAD.

 Dorotea




Del mismo autor

Dorotea a la luz del candil: Miércoles de Ceniza

Voy al confesionario. Mi alma está turbada e inquieta, me dicen...

Últimos Artículos

La ley está con los cristianos, la Buena Batalla es urgente

Desafortunadamente, raramente sucede. Pero sucede. En poco tiempo, dos...

El espíritu romano que necesitamos

El espíritu romano es el que sólo se respira...

Don Pietro Leone: El Concilio y el eclipse de Dios (I)

Rorate Caeli se complace en publicar en capítulos, la...